El fitness para las mujeres a los 50 años

El fitness para las mujeres a los 50 años

Si eres mujer y tienes 50 años o mas es el momento perfecto para iniciarte o retomar el amor al deporte.  El fitness para las mujeres a los 50 años tiene muchísimos beneficios, por ello te invitamos a que leas este artículo y te animes a concienciarte de tu salud.

La industria del fitness aún potencia una imagen joven y musculada, aunque gracias a las RRSS comenzamos a tener más referentes de distintas edades.  Vivimos más y la calidad de nuestra vida se ve directamente afectada por nuestra capacidad de permanecer activos. El cuidado físico no es una cuestión de moda, sino que es altamente importante para nuestra salud y nuestro día a día.

 

El fitness para las mujeres a los 50 años

¿Qué ejercicio debes hacer?

Para ser una mujer fitness a los 50, buscaremos ejercicios de trabajo de fuerza para mantener los músculos, ejercitaremos la flexibilidad, la cual nos darán rango de movimiento y nos ayudará a evitar lesiones. Además nos interesa trabajar los equilibrios y el core, recuerda que el corazón, como decía Andrés Calamaro, es un músculo sano pero necesita acción.

Antes de iniciar nuestra práctica deportiva debemos tener en cuenta distintos aspectos: tu estado físico, si eres principiante, envejecimiento, la edad, tu entrenador, cómo entrenar y los ejercicios que tienes que hacer. Cada persona es diferente. Cada cuerpo envejece de una manera distinta, por lo que tu actividad tiene que estar determinada por el análisis de todos estos puntos.    

Los ejercicios orientados a la fuerza se vuelven muy importantes porque a medida que avanzamos en edad comenzamos a perder masa muscular. No obstante, los estudios han demostrado que el músculo mas viejo sigue respondiendo al ejercicio. Simplemente debemos adaptar las rutinas y las distancias entre repeticiones, para así preservar el estímulo del entrenamiento. También debemos tener en cuenta que los pesos y movimientos se cambian para preservar la integridad del movimiento.

Debemos enfocar los entrenamientos a la calidad antes que a la cantidad, pues el ejercicio fitness aporta más de un beneficio. 

La verdadera clave para el ejercicio y los entrenamientos a partir de cierta edad es la coherencia y un enfoque sistémico. Hacerse más fuerte hace que todo lo demás sea más fácil fuera del gimnasio, y esa es una de las mejores cosas que puedes hacer para prevenir lesiones, mantener la masa muscular y ósea y controlar tu peso corporal.

Caminar todos los días es una de las mejores rutinas para poder comenzar con el deporte. Asegurarse de hacer una caminata de unos 20 minutos todos los días es suficiente.

 

El fitness para las mujeres a los 50 años

Los beneficios del fitness en mujeres a los 50 años

Mejora tu salud mental

Lejos de solo tener beneficios físicos, tener tiempo para hacer ejercicio también puede mejorar significativamente tu bienestar general. Los expertos aseguran que el ejercicio puede ayudar a las personas con depresión leve. El ejercicio de resistencia regular aporta mejoras significativas en la depresión, el autoconcepto físico, la fatiga, la revitalización, la tranquilidad, la tensión, el compromiso positivo y la alteración general del estado de ánimo.

Además beneficia y mejora la función cognitiva, incluida la memoria. Así que nos mantiene atentos y activos no solo físicamente.

Ayudar a mantener la masa muscular

Incorporar el entrenamiento de fuerza en tu rutina de ejercicio es clave para frenar la pérdida de masa muscular que viene con el envejecimiento. Mantenerse activo también es importante para tus huesos, ya que mantener la densidad ósea puede reducir el riesgo de caídas.

 

El fitness para las mujeres a los 50 años

Reducir el riesgo de contraer ciertas enfermedades gracias al fitness

El riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas o la diabetes se puede reducir mediante la actividad física regular. La hipertensión es un factor de riesgo importante para las enfermedades cardiovasculares. Numerosos estudios han mostrado reducciones significativas en las lecturas de presión arterial en reposo después de dos meses mas de entrenamiento de fuerza estándar o funcional.

Tener unos hábitos saludables evita el uso de medicamentos. Hacer deporte habitualmente favorece a tener menos inflamación corporal y un buen funcionamiento del organismo.

Ayuda con el control del peso

Si seguimos manteniendo un gasto calórico diario, conseguiremos controlar nuestro peso a largo plazo.

El entrenamiento de resistencia tiene un impacto doble en la tasa metabólica de una persona porque aumenta el uso de energía durante la sesión de ejercicio y el período de recuperación y reconstrucción muscular, hasta tres días después de cada entrenamiento. Además, la mayoría de las personas acumulan grasa a medida que envejecen, incluso si los patrones de alimentación siguen siendo los mismos.  

Nunca es demasiado tarde para comenzar a entrenar. El fitness para las mujeres a los 50 años se centra en realizar actividad de una manera coherente y ejercitarse con calidad.

Si has llegado a este artículo porque tienes un centro de fitness, sería interesante que le eches un vistazo a nuestra web para saber como aportar valor a tu centro. TIMP es un software de gestión para la organización interna de los centros boutique o centros de fitness.

Un resumen de lo que te interesa

Recibe en tu bandeja de entrada todas las novedades sobre gestión y tendencias en el sector del fitness y el wellness.