Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Los beneficios de los gimnasios para niños

Vivimos en una época en la que el sedentarismo se ha apoderado de nuestras vidas. Pero esto no únicamente se reduce a los adultos. También afecta a los niños y tiene consecuencias nefastas en su salud. Por eso, cada vez existen más gimnasios para niños. Veamos por qué es necesario y qué beneficios aportan estos centros de fitness a los más pequeños. 

Por qué son necesarios los gimnasios para niños

Hoy en día tenemos el mayor índice de niños y adolescentes con problemas de obesidad de la historia. Es una realidad que no podemos negar. La vida sedentaria de los padres se ha contagiado a los hijos y estas son sus terribles consecuencias. 

Además, y por si el sedentarismo era poco, nos encontramos con que la alimentación que tienen los más pequeños en muchas ocasiones no es la adecuada. Demasiados azúcares y comida sintética, que contribuyen a que el peso aumente desmesuradamente. 

Como podemos imaginar, el problema de la obesidad en los niños no es únicamente estético. La realidad es que es su salud la que se ve comprometida.

¿Cuál puede ser la solución? Una de las fórmulas para fomentar la actividad física es el uso de un centro deportivo para niños. En este lugar pueden realizar el ejercicio que necesitan por su edad, y así disfrutar de una salud plena.

En la actualidad hay centros físico-deportivos que tratan específicamente a este sector de la población, con profesionales especializados y software de gestión que da soluciones a estas cuestiones.

Beneficios de los centros fitness

Cuando nuestros pequeños hacen ejercicio tienen mayores probabilidades de desarrollar una salud fuerte. Pero veamos de forma específica cuáles son algunos de los beneficios más importantes de estos *centros fitness: *
  • Menor probabilidad de desarrollar diabetes tipo 2, un problema que hace unos años era impensable en un niño y hoy es una plaga. 
  • Huesos y músculos más fuertes, que les ayudar a tener una mayor agilidad.
  • Al tener menor grasa corporal debido al ejercicio, los niños tienen menos probabilidades de desarrollar sobrepeso. Esto redunda en una presión arterial regulada y un colesterol más bajo.
  • Por último, los niños (y los adultos) que realizan ejercicio de forma regular son más positivos y tienen una actitud mucho más pro-activa hacia la vida.

Qué ejercicios se realizan en los gimnasios para niños

Cuando vemos a los niños jugar de forma natural con sus amigos nos damos cuenta de que, inconscientemente, desarrollan tres habilidades: resistencia, fuerza y flexibilidad. 

Estos son los tres puntos en los que se basan los centros de fitness para pequeños, y los realizan de forma que al niño le resulte divertido. 

Para desarrollar la resistencia es posible que jueguen a diferentes deportes, como el fútbol, baloncesto, tenis, etc. Es posible desarrollar la fuerza sin la necesidad de pesas, ya que no es adecuado a su edad. También se consigue por medio de ejercicios de flexiones, trepar, etc. Por último, la flexibilidad se puede potenciar mediante estiramientos, volteretas, etc. 

Como podemos ver, los gimnasios para niños no solamente son una buena manera de que se diviertan, sino que ayudan generosamente a su salud, convirtiéndolos en niños saludables y fuertes. 

Un resumen de lo que te interesa

Recibe en tu bandeja de entrada todas las novedades sobre gestión y tendencias en el sector del fitness y el wellness.